Independiente Santa Fe no levanta cabeza y de nuevo sufrió una derrota en la presente Liga Águila, y en esta ocasión ante Rionegro Águilas.

La idea inicial es sumar y sumar, pero ese camino no lo encuentra el equipo bogotano, ante Águilas Doradas desde el arranque puso fútbol, ideas, genero llegadas, se aproximo al arco incluso en más ocasiones que otros partidos, pero el anhelado y buscado gol no aparece.

Desde el inicio la inclusión de Jugadores como Torres y Sambueza, le dio mas movilidad a los cardenales, le complico siempre el fútbol a los de Flabio Torres, hubo actitud, se corrió, idea de juego, es decir, todo lo puso el equipo de Harlod Rivera, pero más allá de eso, las aproximaciones, el toque, el pisar el área no fueron cómplices para un buen resultado, una de las pocas maneras como llego Águilas Doradas, fue el remate al minuto 84 cerca al área grande, se estrella en el palo y la fortuna que no le sonríe a Santa Fe, al regresar el balón le pega en la espalda a Leandro Castellano y es el gol local.

Santa Fe recordó la fecha pasada su ADN al lograr anotar de pelota quieta y ante las Águilas inquietó con la misma fórmula.

Insistió Santa Fe siempre que no da para pensar lo que muchos indican, que falta de ganas y compromiso, que el equipo se echa para atrás, que quieren irse a la B. Las cosas en la cancha hablan de ganas y fútbol y querer resolver hasta el punto que en un remate en la segunda parte se lo sacan de la raya al equipo bogotano.

El conjunto cardenal sumó su sexta derrota en esta temporada y llegó a cuatro meses sin ganar en la Liga Águila (última victoria fue ante Huila el 13 de abril).

Sin hacer mucho por el partido Rionegro sumó un triunfo fundamental en su cruzada para salir de la zona de descenso

Los capitalinos no tuvieron respuesta y el partido finalizó en contra y Santa Fe continúa en el último puesto de la general, y sigue cediendo terreno en la Tabla del Descenso.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here