Argentino de nacimiento y español de adopción, seguidor del fútbol del Italiano Arrigo Sacchi y el Español Vicente del Bosque, llega al banquillo del Real Madrid como solución de urgencia a la crisis que ha propiciado el adiós de Julen Lopetegui.
 
Estudioso del fútbol, amante del rigor táctico, da el salto al primer equipo con un sistema similar al de Lopetegui, 4-3-3 o 4-2-3-1, con gusto por laterales de largo recorrido, centrocampistas creativos y movilidad en el tridente ofensivo con un 9 de referencia.
 
Tras dos años y tres meses en el Castilla, sin lograr el reto del ascenso a la división de plata del fútbol español pero formando un buen número de jugadores mientras crecía como entrenador.
 
Cercano como ‘Zizou’ al futbolista tras colgar las botas hace siete años, en 2011, y tener presente la forma de pensar de un jugador de élite.
 
Jugo 209 partidos en el Real Madrid y en el que conquistó una Liga de Campeones, dos Ligas, dos Supercopas de España, una Supercopa de Europa y una Copa Intercontinental.
 
Interior izquierdo, de zurda elegante y generoso en el esfuerzo. Ejemplo de máxima entrega siempre para sus entrenadores. Apodado ‘el indiecito’ se dio a conocer en el River Plate, por ser sobrino de Jorge “El Indio” Solari. El fútbol lo llevaba en la sangre.
 
Dio el salto a Europa gracias al Atlético de Madrid, con dos temporadas y con quien descendió a la segunda División.
 
Fue al Inter de Milán para acabar en San Lorenzo, Atlante y Peñarol.
 
Desarrollo su idea de entrenador en el Real Madrid. Comenzó con el cadete B y fue campeón. Como con el cadete A. También dirigió las dos categorías del juvenil antes de pasar al Castilla.
 
Solari siempre estuvo bien visto en la directiva del Real Madrid que preside Florentino Pérez. Llega de forma provisional, pero con opciones de quedarse. Con la obligación de enderezar el rumbo en la Liga de un equipo que es noveno en la clasificación.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here