El jugador paraguayo Alejanrdo ‘Kaku’ Romero, protagonizó un lamentable incidente la madrugada del lunes en el partido de la MLS entre el Sporting Kansas City y su equipo, el New York Red Bulls. El futbolista se dejó llevar por la rabia y un aficionado acabó pagando por ello.

Ocurrió en el tiempo de descuento, con el partido empatado a 2. Kaku soltó su frustración y chutó el balón hacia el público. El esférico acabó impactando en la cara de un espectador, y el jugador vio tarjeta roja por su acción.

El futbolista mostró su arrepentimiento desde el momento en el que abandonó el campo, y más tarde en las redes sociales. “Quiero disculparme por mis actos durante el partido de esta noche. Como competidor, estaba frustrado conmigo mismo y solté mis frustraciones de una forma que no es aceptable. Amo este deporte y nunca querría faltarle al respeto”, escribió en Twitter.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here