LaLiga decide suspender las dos próximas jornadas del campeonato de fútbol al poner el club blanco en cuarentena a sus dos plantillas profesionales.

El Real Madrid ha cancelado este jueves toda su actividad en su ciudad deportiva de Valdebebas después de que uno de los jugadores de su plantilla de baloncesto y un miembro del ‘staff’ diera positivo en la prueba del coronavirus. Los futbolistas de la primera plantilla, por ejemplo, que tenían programada una sesión de entrenamiento a las once de la mañana para preparar el partido de Liga de mañana viernes contra el Eibar, fueron enviados a casa sin completarla, según fuentes cercanas a varios jugadores. Pero el partido ya no se disputará: una vez conocida la situación.

La entrada del club blanco en cuarentena ha provocado la decisión inmediata de Javier Tebas, presidente de la patronal, de suspender las dos próximas fechas del campeonato. “Ante las circunstancias conocidas esta mañana, referidas a la cuarentena establecida en el Real Madrid y los posibles positivos en jugadores de otros clubes, LaLiga considera que se dan ya las circunstancias para que se siga con la siguiente fase del protocolo de actuación contra la Covid- 19. En consecuencia, de acuerdo con las medidas establecidas en el real decreto 664/1997 de 12 de mayo, acuerda la suspensión, al menos, de las dos próximas jornadas. Dicha decisión será reevaluada tras la finalización de las cuarentenas decretadas en los clubes afectados y de otras posibles situaciones que pudieran darse”, dice LaLiga en una nota.

En Valdebebas, la noticia del positivo y sus consecuencias se la ha dado al conjunto de Zidane este jueves por la mañana el responsable de los servicios médicos del club. A la hora a la que estaba prevista la sesión de trabajo, ha reunido a todo el personal relacionado con la primera plantilla (jugadores, técnicos, fisios, utileros y prensa) y les ha contado el caso detectado en el equipo de baloncesto. Les ha explicado que, teniendo en cuenta que ambas secciones comparten las zonas comunes, como el comedor y las áreas de recuperación, han estado en riesgo de contagio, por lo que deben pasar a la fase de aislamiento, a la espera de ver si desarrollan los síntomas y de ser sometidos a las pruebas. Les calculó para ello un periodo de entre 15 y 20 días. Para ese tiempo, el club les facilitará planes específicos de entrenamiento.

Una media hora después, a las 11.30, los jugadores empezaban a abandonar las instalaciones del recinto madrileño rumbo a la reclusión en sus domicilios, mientras el club comunicaba la circunstancia a las autoridades gubernamentales y deportivas. La cuarentena del Real Madrid ha precipitado la decisión que se maduraba de suspender LaLiga, y que se iba a abordar en la sede de la federación entre el organismo de Rubiales, el de Tebas y el sindicato de jugadores. El Madrid de baloncesto viajó el martes pasado a Milán, para el partido a puerta cerrada ante el Armani, entre la preocupación de la expedición, que intentó minimizar sus horas de permanencia en la capital de la Lombardía, uno de los focos principales del coronavirus en Europa. A la vuelta de ese partido y dentro del periodo de incubación del virus, el equipo de Laso ha jugado ante el ASVEL francés en la Euroliga y el Casademont Zaragoza, el domingo, en la Liga Endesa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here